Farmacéuticos Sin Fronteras dona medicamentos y material sanitario a Guatemala

Farmacéuticos Sin Fronteras ha realizado el primer envío de ayuda humanitaria a Guatemala para atender a los damnificados por la erupción del volcán de Fuego consiguiendo reunir medicamentos y material sanitario necesarios para este tipo de emergencias sanitarias.

FSFE, a través de su programa de donaciones Banco de Medicamentos, hizo entrega de un total de 150 kilos de medicamentos y material sanitario a la ONG EducaciAccioNG, cuya presidenta, Carmen Pascual, ha sido la encargada de llevar a Guatemala. Esta ONG desde hace años viene trabajando en este país centroamericano en un proyecto con mujeres “guajeras” del basurero de la Zona 3 de Guatemala capital.

En la entrega de todo este material se ha contado con la colaboración de la NOE (Nobel Order Human Excellence) y con el Ministerio de Salud de Guatemala a través del viceministro de Hospitales, Mario Figoroa así como el director del hospital Roosvelt, Marco Antonio Barrientos.

De nuevo, como en otras ocasiones, FSFE puso en marcha su protocolo de actuación en emergencias sanitarias dirigido por el responsable de Banco de Medicamentos, Jesús Sánchez Bursón, que se encargó de contactar con laboratorios y distribuidoras farmacéuticas para conseguir reunir el material necesario en estos casos. De esta manera, en tan sólo 48 horas, se pudo disponer de espadrapos, vendas, apósitos para quemados, material quirúrgico, desinfectantes, etc.

Laboratorios como INDAS, Lainco, Farmaban, la central de compras sanitaria Iberhospitex y Cedifa se han volcado con esta emergencia poniendo a disposición de Banco de Medicamentos los productos sanitarios requeridos para la atención de los heridos por la erupción del volcán de Fuego en Guatemala.

Asimismo, se tiene previsto realizar un segundo envío de antibióticos, analgésicos, antiinflamatorios y cremas dermatológicas que han sido donados por los laboratorios Menarini y Uriage y que partirán con dos farmacéuticos de FSFE que viajarán a terreno para conocer de primera mano la situación e intervenir en la asistencia farmacéutica a las víctimas que han sufrido las consecuencias de esta catástrofe natural.